«Cuando firmé la hipoteca todo era letra pequeña y borrosa»

Un millón de afectados recuperaron ayer la sonrisa tras el dictamen del abogado general de la Unión Europea, que considera abusiva la cláusula que fija el interés de las hipotecas al IRPH (Índice de Referencia de Préstamos Hipotecarios). Entre ellos, Ignacio Jordán, un empleado de Correos de 46 años que recibió esta decisión «con mucha esperanza». Cuando firmó su hipoteca, en 2007, con la Unión de Créditos Inmobiliarios (UCI), entidad de créditos hipotecarios filial del Banco Santander, este socio de la organización de consumidores OCU reconoce que «ni sabía que existía el IRPH». «Nadie me dio a elegir, nadie me dijo que este índice era diferente al euríbor», critica Jordán. De hecho, asegura que, el día de la firma de la hipoteca «tuvieron que rehacer todo otra vez». «Había contratado la renovación anual, me habían dicho que la comisión de cancelación era del 0,5%; ponía 1%, estaba todo cambiado», cuenta. Además, critica que «era todo letra pequeña y borrosa, en fotocopias tenues». Pero la sorpresa llegaría años más tarde, al descubrir que la cuota hipotecaria de las personas que le rodeaban caía con el euríbor, mientras que la suya no. «El importe inicial de la hipoteca fue de 240.000 euros y en estos doce años solo he podido amortizar unos 42.000 euros, prácticamente nada», expone. Así, en caso de que la sentencia definitiva anule estas hipotecas, Jordán calcula que podría recuperar más de 80.000 euros de intereses. Eso sí, este afectado de tantos reconoce que su hipoteca indexada al IRPH no le ha dado disgustos, más allá de costarle su coche y ciertos caprichos. «Sé que hay gente que lo ha pasado muy mal, yo, dentro de lo que cabe, soy un privilegiado».
from Economía https://ift.tt/2HZX97f
via IFTTT

Publicar un comentario

0 Comentarios